CDMX a 28 de mayo de 2020.-Ir de compras nunca volverá a ser lo mismo. Las medidas de confinamiento se han relajado en diversos mercados y la apertura de puntos de venta como Zara han dejado ver esta nueva realidad.

Luego de poco más de dos meses cerradas muchas tiendas de moda volvieron a abrir sus puertas, lo que para el sector retail se tradujo en un respiro luego de sentir una fuerte presión sobre su negocio que podría, aun con las reaperturas, mantenerse por varios meses.

Un estimado del US Census Bureau ha medido cuál ha sido el desempeño de las diversas categorías de retail que compiten en Estados Unidos, encontrando que la de moda ha sido de las más afectadas en este país, que es uno de los que más casos de coronavirus ha registrado.

La proyección del organismo detalla que el segmento de apareel y accesorios ha registrado una contracción en ventas por culpa del coronavirus de 1.2 por ciento.

Con esto en mente, marcas como H&M han advertido que tras el cierre de sus tiendas en regiones como Inglaterra y que a nivel mundial ha sido estimado por OK Diario, con el cierre del 68 por ciento de sus tiendas, la marca ha anunciado que planea iniciar con despidos, estimados en decenas de miles.

Para las marcas en el sector, la salida no podría ser únicamente el recorte de sus plantillas o la eliminación de algunos puntos de venta.

Adaptarse a la nueva normalidad supondrá dar un giro de 360 grados a temas de logística, operación, distribución y demás dinámicas al interior de sus tiendas.

Limites en compras

Una de las primeras firmas en dar luz al respecto ha sido Zara, firma que hace algunos días comenzó a operar nuevamente en España con ciertas normas que podrían ser la constante en el resto de los mercados.

Además de implementar un riguroso protocolo de seguridad entre sus empleados, la firma ha estipulado algunas medidas que deberían seguir sus clientes.

Por ejemplo, desde ahora en España para acudir a algunos de sus establecimientos los clientes deberán de solicitar una cita previa, al tiempo que no se permitirá que sus compras se extiendan por más de 30 minutos.

Esta norma aplicarán para aquellos puntos de venta de Zara que se encuentran den Fase 0 (movilidad restringida), mientras que para aquellos que se encuentran en Fase 1 se han puesto horarios para que las personas entren libremente que van, por ejemplo de entre las 10:00 y las 14:00 horas o entre las 17:00 y las 20:30.

La marca ha habilitado un apartado especial en su página web para informar a sus clientes cuáles son sus puntos de venta abiertos que se rigen por las medidas implementadas por Fase 1 y Fase 0.

Un probador virtual

Lo ciertos es que esto no es lo único que ha implementado la firma y ahora se han dado a conocer las primeras imágenes de su probador de ropa virtual, el cual promete ser un aliado en el cumplimiento de las medidas sanitarias, al tiempo que ofrecerá una experiencia única y funcional al consumidor.

Aunque es cierto que Zara ya contaba con una guía digital de tallas personalizada con cuatro medidas que emitía recomendaciones a los compradores, lo cierto es que dicho sistema no era del todo fiable ya que cada prenda tiene un padrón distinto al que la guía no se adaptaba.

El nuevo probador virtual de la firma parece haber solucionado este problema ya que cambia con cada prenda y solicita ciertas medidas en función de la misma para acertar en la talla.

Es importante mencionar que este programa se nutre y aprende de los datos entregados por otros clientes interesados en la misma prenda que tienen un peso o altura similar.

Es importante mencionar que la herramienta puede utilizarse a través de la aplicación de la firma, tanto para comprar en su tienda online o en su tienda física y evitar así el paso por el probador.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *