Ciudad de México, 6 de julio de 2020.- En 2021 los partidos políticos se concentrarán en la disputa electoral más grande de la historia de México: estarán en juego más de 21 mil cargos, de los cuales 15 son gubernaturas y 300, distritos federales. Esta competencia también definirá el rumbo del segundo trienio del gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador, con la nueva conformación de la Cámara de Diputados.

 

La emergencia sanitaria no ha permitido fijar la fecha del arranque del proceso electoral, pero los partidos ya comenzaron a negociar alianzas y a determinar a los posibles candidatos mediante encuestas internas. Morena buscará arrebatar al PRI el mayor número de gubernaturas, ya que de los 15 estados en disputa, el tricolor está al frente de ocho. Además, la apuesta es mantener la mayoría legislativa con los partidos del Trabajo y Verde Ecologista como aliados y los votos de las fuerzas que se sumen.

 

Sin embargo, del lado de la oposición, los grupos políticos exploran la construcción de alianzas y repartirse al menos 75 de los 300 distritos federales con el objetivo de quitarle a Morena la mayoría en la Cámara de Diputados. Por otro lado, el árbitro electoral llega a la contienda con un panorama complejo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *