CDMX a 26 de junio de 2020.- La presidenta municipal de Navojoa, Sonora, María del Rosario Quintero Borbón considera que falta más conciencia ciudadana sobre lo que significa la pandemia por COVID-19, de lo contrario los contagios irán en aumento así como los índices de mortalidad a nivel local y estatal.

Lamentó que las personas relajen las medidas preventivas, porque eso implica aumento en la movilidad y aglomeraciones. “Estamos batallando mucho con la movilidad, desde el inicio de la pandemia somos el municipio que menos la ha reducido, hay fechas en las que las personas se han relajado, como el Día de San Juan o Semana Santa”.

De los 3 mil 200 automóviles que circulan diariamente en Navojoa, solo se permite una persona por unidad y en casos excepcionales dos ocupantes, pero guardando la sana distancia. El transporte público opera al 50 por ciento de su capacidad.

El ayuntamiento continúa con las campañas de perifoneo y conformó las Brigadas de la Vida donde servidores públicos reparten cubrebocas, gel antibanterial y trípticos ilustrativos sobre las medidas sanitarias contra el COVID-19.

“Implementamos todos los protocolos que marca el gobierno estatal y federal, seguimos en semáforo rojo, por tanto, aún no pueden abrir los giros comerciales no esenciales”.

Asegura que se están preparando los lineamientos para una reapertura económica gradual, en coordinación con distintas cámaras empresariales, y habrá una fiscalización por parte del municipio en el cumplimiento de los mismos. Una vez que cambie la semaforización, serán considerados en la reapertura el comercio informal, tianguis, estéticas, lavanderías, entre otros.

“En apoyo a los sectores vulnerables y personas sin empleo, diariamente nuestras Caravanas de la Solidaridad entregan despensas. Los microempresarios reciben créditos de hasta 50 mil pesos del gobierno estatal o federal, nosotros les entregamos créditos de 5 mil o 10 mil pesos con recursos propios”, comenta la edil.

A pesar de que la tesorería municipal reporta una recaudación al 30 por ciento, continúan los descuentos en el pago de impuestos. “Desde el 16 de marzo suspendimos los cortes de agua aunque nuestros 24 pozos estén al 40 por ciento de su capacidad, llevamos el vital líquido en pipas, sobre todo a las colonias del oriente”.

Para dar un mejor seguimiento a la curva epidemiológica por COVID-19, próximamente el municipio aplicará 5 mil pruebas rápidas en coordinación con la jurisdicción sanitaria. “Debemos centrarnos en los casos activos, los hospitalizados y enfermos en confinamiento y no contabilizar  a las personas ya recuperadas”, refiere.

La alcaldesa hace un llamado a no salir de casa, porque hay un sector importante del municipio que padece enfermedades crónicas, lo que aumenta el porcentaje de mortalidad ante COVID-19, que actualmente es del 14 por ciento

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *