México 09 de agosto 2020.- La granada -se cree- es originaria de Persia, Irán y el Himalaya Occidental, es la infrutescencia, es decir, que está formada por un conjunto de pequeños frutos unidos a un eje central, de un árbol llamado granado que pertenece a la familia de las Punicáceas; pequeña familia de árboles y arbustos, cuyos frutos tienen semillas prismáticas y rugosas.

Este fruto sí que tiene mucha historia, por ejemplo, se le menciona en el mito griego de Perséfone, también en la Biblia y a partir de la Edad Media se le convirtió en un símbolo de la fertilidad, pero no es ahí donde está su fama, sino en las propiedades nutritivas y beneficios que aporta a nuestro organismo.

La granada fruta tiene un contenido en agua superior al 80 % de su peso, por lo que es de muy bajo valor calórico debido a su escaso contenido de hidratos de carbono.

Los micronutrientes que encontramos en la granada fruta son variados, pero de manera especial tienen relevancia la presencia de potasio, vitamina A, vitamina C y vitamina B9, por lo tanto, tiene propiedades regeneradoras y reparadoras de mucosas y tejidos, ayuda a nuestras defensas, así como a que nuestro cuerpo se desarrolle y crezca de una manera apropiada.  Además, contiene otros muchos minerales como el magnesio, el calcio, el selenio, el fósforo, el cobre, el sodio, el zinc y el hierro.

La granada es una fruta bastante llamativa a la vista, que con su característico tono rojizo llena de color nuestro chile en nogada convirtiéndose en ingrediente indispensable de esta temporada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *