CDMX a 8 de julio de 2020.- A unos días de la presentación de iniciativa de la Ley del Patrimonio Cultural, Natural y Biocultural de la Ciudad de México ante el Congreso local, la cual será discutida en sesión virtual este viernes 10 de julio, la diputada Gabriela Osorio Hernández, impulsora del nuevo marco normativo, dialogó en torno a esta legislación con José Alfonso Suárez del Real y Aguilera, titular de la Secretaría de Cultura capitalina.

A través de una transmisión en su red social Facebook, realizada la noche del martes 7 de julio, Gabriela Osorio, presidenta de la Comisión de Derechos Culturales del Congreso de la Ciudad de México, destacó que la nueva ley se fue construyendo a partir del diálogo con diferentes autoridades del área cultural, locales y federales, así como con diversos sectores de la sociedad, para lo cual a lo largo de un año se llevaron a cabo seis foros de análisis y reflexión.

Explicó que en la construcción de esta ley “nos dimos cuenta de que había múltiples conceptos de patrimonio: urbano, rural, territorial, ambiental y turístico, entre otros, y eso se volvía complejo a la hora de hacerlo operativo”. Por ello, agregó, se buscó armonizar los diferentes conceptos de los marcos normativos locales y nacionales, así como de los tratados internacionales y al final se incluyó también el patrimonio científico y tecnológico, “lo cual es un gran avance”.

Por su parte, José Alfonso Suárez del Real y Aguilera indicó que el patrimonio cultural, natural y biocultural es esencial para generar comunidad. “El patrimonio es nuestra herencia material o inmaterial, y el proyecto de ley que ustedes han venido desarrollando a lo largo de más de un año, definitivamente tiene aportes que son fundamentales puesto que lo están viendo de forma general, amplia, para contemplar el patrimonio cultural, el natural y el biocultural”.

El funcionario capitalino también señaló que al ser la Ciudad de Méxice una de las pocas metrópolis que cuenta con cinco declaratorias de Patrimonio Cultural de la Humanidad: el Centro Histórico, Ciudad Universitaria, la Casa Luis Barragán, el Camino Tierra Adentro y Xochimilco, la nueva ley define bien lo que le compete al gobierno local y a las alcaldías, y cómo inciden las disposiciones federales sobre la ciudad.

En ese sentido, la diputada Gabriela Osorio indicó que también se plantea en este marco normativo el derecho humano a la preservación y al acceso al patrimonio, lo cual, dijo, es un cambio de paradigma que el actual gobierno capitalino está impulsando al ver a la cultura “no como un accesorio o como un instrumento de lujo, sino como un derecho, y eso quiere decir que todos deben tener acceso a él”.

Más adelante, José Alfonso Suárez del Real y Aguilera aseguró que la ley podrá dar pauta a la Secretaría de Cultura local “de que es una obligatoriedad que cualquier declaratoria tiene que ir acompañada de un programa que la haga efectiva; si no, es letra muerta. Lo que estamos haciendo ahora es generar los programas de las declaratorias ya existentes y de nuevas declaratorias que hemos hecho nosotros”, dijo.

Ante la situación actual de distanciamiento social por la presencia del nuevo coronavirus, el funcionario aseguró que la cultura “es el antídoto del Covid-19, porque ésta necesita comunidad y entonces es una manera de garantizar la sobrevivencia de la sociedad”. Reconocer, agregó, la importancia de la cultura y el patrimonio “nos permitirá acercarnos mucho más, utilizando de manera correcta y asertiva las nuevas tecnologías”.

En este sentido, dijo que, por ejemplo, la plataforma digital Capital Cultural en Nuestra Casa, que la dependencia a su cargo creó ante la crisis sanitaria, ha tenido más de 40 millones de impactos a 100 días de su surgimiento, “lo cual equivale a 3.3 Zócalos llenos por día”.

Suárez del Real y Aguilera mencionó que la plataforma tiene enlaces internacionales con Bogotá, Buenos Aires y Barcelona, y anunció que próximamente se integrarán otras grandes ciudades del mundo. “Esa es la importancia del patrimonio cultural: debemos entender que el Covid-19, el virus que nos aísla físicamente, también nos está enseñando que lo único que nos va a permitir recomponer esa cuestión es la cultura”.

Al respecto, la diputada Osorio opinó que “el virus ha hecho replantearnos nuestros modelos de consumo y nuestras prácticas culturales, y en el caso del nuevo marco normativo, además de muchas cosas innovadoras que tiene, una de ellas es regular, visibilizar y reconocer al patrimonio biocultural, lo cual es reconocer la diversidad de culturas y de pueblos originarios de la ciudad, que tienen importantes prácticas de cuidado con la naturaleza”.

La diputada Gabriela Osorio recordó finalmente que la nueva Ley del Patrimonio Cultural, Natural y Biocultural de la Ciudad de México será presentada en sesión virtual ante el Congreso local, este viernes 10 de julio, a las 12:00 horas, para su discusión y eventual aprobación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *