CDMX a 16 de julio de 2020.- Antonio Ortega Martínez, secretario de la Comisión de Hacienda e integrante del Grupo Parlamentario del Partido de la Revolución Democrática en la Cámara de Diputados afirmó que, de acuerdo con el Banco de México, se vaticina para nuestro país, una profunda crisis económica con consecuencias graves y lastimosas, y que la recuperación será penosa y larga.

“Estamos -dijo el legislador perredista- frente a un problema económico de largo impacto y alcance que requiere medidas extraordinarias. Todas las instituciones tendrán que actuar mediante una misma ruta y sentido”, enfatizó al término del encuentro privado que diputadas y diputados sostuvieron esta mañana con Alejandro Díaz de León Carrillo, Gobernador del Banco de México (Banxico).

“En su intervención inicial, el Gobernador precisó que la proyección del Banco de México es de una crisis prolongada, en una especie de ‘U’ extendida; con una caída muy grande del Producto Interno Bruto, un espacio de incertidumbre amplio, y una recuperación prolongada”.

“La ‘V’ quedó desechada, no tendremos una caída y rebote de recuperación y crecimiento inmediato, sino que la predicción que hizo el Gobernador del Banco de México es de una “U” prolongada, una caída profunda, un espacio grande de recesión, de falta de crecimiento y  dificultades para  -después- comenzar una recuperación poco a poco y prolongada”, citó.

Le manifesté que, con este pronóstico, finalmente se alineaban las proyecciones de instituciones internacionales, calificadoras, INEGI y academia que coinciden en que esta crisis es la más grande de los últimos cien años, inédita y se requerirá, por tanto, de mucha creatividad, de modo que todas las instituciones del Estado mexicano con responsabilidades para proponer y conducir políticas públicas, están llamadas a salir de su “zona de confort” y buscar alternativas que nos conduzcan a enfrentar la crisis.

En este caso –agregó- el Banco de México tendrá que actuar con políticas novedosas, propuestas inusuales, imaginación, creatividad y audacia, sin que ello lo confronte con las facultades, obligaciones y límites que le impone la Constitución Política.

Ortega Martínez refirió haber planteado tres temas particulares al Gobernador Díaz de león Carrillo: Atender con seguros de desempleo; salarios mínimos vitales; apoyos crediticios; dispensas fiscales, y otros que minimicen el impacto sobre la Población Económicamente Activa. Este modelo emergente se ha dispuesto prácticamente en casi todo el mundo, refirió.

Detalló que más de la mitad de las y los mexicanos viven de la informalidad y eso obliga al gobierno a canalizarles algún tipo de apoyo; pero también este modelo de auxilio habría identificado la necesidad de financiar a la planta productiva. “Salvarla es salvar empleos; ayudar a los empresarios a salir de una crisis terrible en las mejores condiciones”.

“La segunda pregunta que le hice, fue que la crisis económica iba a empezar a exhibir ‘cadáveres escondidos en los clósets’ y que ya algunos se asomaban”. Uno muy importante –refirió-es el debilitamiento del Sistema de Pagos en el Sistema Bancario; crecimiento de la cartera vencida; mayor debilitamiento de la capacidad de gasto; y vemos que la crisis ya ha tocado a algunos bancos pequeños como  Famsa y otros seis–entre ellos Banco Azteca- con problemas serios de solvencia”.

“Felicitamos al Banco de México por su decisión de dispensar el uso del Fondo de Reserva (propiedad de los bancos), y apoyar su liquidez en una medida legal, imaginativa, correcta que se inscribe en este reclamo de que las instituciones tienen que actuar con visión”.

 

“Le precisé que: Cueste lo que cueste, hay que evitar una crisis masiva en el sistema bancario mexicano; que la crisis con un Sistema de Pagos funcionando, es una; pero la crisis con un Sistema de Pagos insolvente y quebrado, sería otra. Las consecuencias –alertó Ortega- serían de tal tamaño que el “Fobaproa” quedaría chiquito y, por lo tanto, hay que fortalecer el sistema de pagos”.

Finalmente, concretó el legislador, hice ver la importancia de encontrar otras políticas que –desde la esfera de la competencia del Banco de México- se pueden hacer para impulsar el empleo y defender la planta productiva: Se ha dicho que saldrán más pronto de la crisis, los países que no se endeuden, y es cierto; pero ante un rebrote de la crisis sanitaria, un programa respaldado con deuda podría ayudarnos, remató.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *