Ciudad de México, 4 de junio del 2020. – La pandemia del coronavirus o COVID-19 sigue representando un riesgo entre la población, pese al inicio de la nueva normalidad y la reactivación de algunos sectores esenciales, las medidas de prevención deben de continuar sobre todo para proteger a quienes laboran en esas actividades y evitar la propagación del virus.

Por ello, ante tareas como la recolección de basura que son de importancia para la sociedad pero también peligrosas para su salud, se generó un protocolo por parte del
gobierno de Ciudad de México, donde se hizo énfasis en separar la basura, en especial, los residuos sanitarios como cubrebocas para evitar contagios.

Las secretarías de Medio Ambiente (Sedema) y Salud de Ciudad de México han promovido la separación de orgánicos e inorgánicos reciclables; ahora para la seguridad de los trabajadores de limpia y como parte de las medidas de salubridad
hicieron un llamado para que la población además separaran los residuos sanitarios en bolsas de plástico marcadas.

Aunque en mayo de 2019, el Congreso capitalino aprobó un dictamen que prohíbe el uso de plásticos e impide su comercialización, mismo que entró en vigor desde el primer día del 2020; la Sedema permitió su uso durante la contingencia sanitaria mientras no existan bolsas que cumplan con la norma NADF-024-AMT-2013.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *