El presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que no le importa que se difundan mentiras sobre sus acciones, luego de que trascendiera que se reunió con el hermano del narcotraficante Joaquín Guzmán Loera.

Durante su rueda de prensa matutina, el mandatario aseguró que se reunió con un médico del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y no con el familiar del delincuente, como lo sugirió el exmandatario Felipe Calderón en sus redes sociales (@FelipeCalderon).

«Escribió en Twitter que comí con el hermano de Guzmán Loera y era un médico del Seguro. Pero a lo mejor hoy ofrece disculpas, pero eso no importa porque la gente sabe distinguir, lo interesante es que busquemos la unidad en estos momentos», expresó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *